Jeanine Áñez anunció su decisión de asumir “de inmediato” la presidencia de Bolivia, en su flamente condición de presidenta del Senado, después de considerar que se había creado una situación de “vacancia” tras las renuncias y el abandono del país del anterior presidente, Evo Morales, y su vicepresidente Álvaro García Linera.


Áñez, de la Unidad Democráta (UD) opositora al Movimiento al Socialismo (MAS) de Morales, hizo dos breves apariciones públicas en menos de cinco minutos dentro de la sede de la Asamblea Legislativa (parlamento).

(Fuente: Télam)