El presidente Alberto Fernández se reunió en Madrid con el jefe del gobierno español, el socialista Pedro Sánchez, quien respaldó de forma explícita sus planes para renegociar la deuda con el FMI, un gesto que confirma la sintonía política que acompañará la relación bilateral.


España se sumó así a Alemania e Italia, países que ya expresaron su apoyo a la estrategia del gobierno frente al FMI durante la gira europea que el Presidente inició el viernes último y que espera poder cerrar con éxito en Francia, donde mañana se reunirá con el presidente Emmanuel Macron.


Fernández hizo una visita fugaz pero necesaria a España, que tuvo un fuerte contenido político, al incluir una audiencia con el rey Felipe VI en el Palacio de la Zarzuela, y el anuncio de que el dirigente radical Ricardo Alfonsín será el nuevo embajador de Argentina en Madrid, sucediendo así en el cargo al peronista Ramón Puerta.

(Fuente: Télam)