Los empresarios argentinos aprovecharon la 19º conferencia del Council of Americas, que se realizó en el hotel Alvear, para quejarse por la imposición de aranceles al acero y el aluminio que sufrió la Argentina de parte de los Estados Unidos, como consecuencia de la depreciación del peso.


Al mismo tiempo, el actual diputado y posible futuro canciller, Felipe Solá -única figura relacionada al próximo gobierno presente en el foro-, expresó su preocupación por esta situación. “Nos mete presión en las negociaciones”, admitió en una charla ante periodistas al final de su disertación.


Y destacó que las nuevas medidas “ponen en evidencia la necesidad de que Brasil y Argentina trabajen juntos”.

(Fuente: Télam)