Las operaciones de pago con tarjetas de crédito registraron en abril una fuerte caída al retroceder un 5% mensual sus saldos a pagar, la retracción más pronunciada desde marzo de 2003, según datos del Banco Central de la República Argentina (BCRA).


Puntualmente, el saldo al último día hábil de abril fue de $ 564.882 millones, poco menos de un 5% ($ 29.510 millones) que los $ 594.392 millones de fines de marzo pasado, una baja sólo comparable con la caída registrada en marzo de 2003, cuando los saldos cayeron de $2.121 millones en febrero a $2.014 millones (5,05%).


La clave para entender este fenómeno se explica por las restricciones que conllevan las medidas de aislamiento social, preventivo y obligatorio ante la pandemia del coronavirus, que limitan las opciones de gasto, así como las medidas de ahorro de muchos ciudadanos por temor a las consecuencias de la crisis económica mundial.

(Fuente: Télam)