El Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires implementará desde el lunes próximo un esquema de apertura de actividades que prevé la habilitación de locales barriales de venta de ropa y calzado, la práctica del deportes individuales en horario nocturno, más salidas para los chicos los fines de semana y la transmisión de oficios religiosos por internet desde los templos.


El esquema se pondrá en marcha en el contexto de una “cuarentena protocolizada” en la que pueden darse “avances o retrocesos” según el incremento de contagios de coronavirus.


Así se acordó esta noche en una reunión que mantuvo el presidente Alberto Fernández con el jefe del gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta; y el gobernador bonaerense, Axel Kicillof, en la Quinta de Olivos, destinada a fijar los alcances de la nueva fase del aislamiento por el coronavirus que mantendrá gran parte de las restricciones actuales en el Área Metropolitana.

(Fuente: Télam)