La actividad de las petroleras en la formación de Vaca Muerta cerró 2019 en su nivel histórico más alto, con 6.425 etapas de fracturas y 33% más de producción en las áreas concesionadas respecto de 2018.


Así se desprende de un informe de la consultora NCS Multistage en el que se destacó que YPF lideró el desempeño por compañías al culminar el año con 3.034 fracturas, por sobre las 752 de Tecpetrol, las 538 de Pan American Energy, las 499 de Total y las 433 de Shell.


De acuerdo al reporte, diciembre cerró con 470 fracturas, por debajo de las 529 que se habían alcanzado en noviembre, luego de dos meses de caída en coincidencia con la situación que vivió el sector a partir del congelamiento de precios del crudo y los combustibles.

(Fuente: Télam)